miércoles, 19 de mayo de 2010

Hacienda El Molino de Sarabia, Municipio de Villagrán, Guanajuato. Cabeza número 8.

Sobre la vida de Miguel Hidalgo y su movimiento armado se ha escrito mucho, solo que los historiadores no se han puesto de acuerdo y cada uno de ellos da su versión de los hechos, tal es el caso de lo que hoy nos ocupa. La Cabeza de Águila número 8 que se encuentra en la que fuera la Hacienda de El Molino de Sarabia, la cual está en la actualidad totalmente fraccionada.


Según el estudio del historiador José Antonio Martínez Álvarez, el domingo 23 de septiembre “el ejército Insurgente sale de Celaya, dispuesto a tomar la ciudad de Guanajuato, capital de la Intendencia. Al día siguiente, lunes 24 a las 9 de la mañana entran a Salamanca. De ser así ¿en dónde durmieron la noche del domingo 23? Evidentemente que en la Hacienda de El Molino de Sarabia. (1)


La versión de Carlos Herrejón Peredo, doctor en historia y profesor investigador de El Colegio de Michoacán, es otra: “el domingo 23 de septiembre salen luego de misa, llegan al Guaje, pasan por Molino de Sarabia y entran a Salamanca al atardecer”. Si lo consideramos así, entonces el cura Hidalgo no durmió en la Hacienda de El Molino de Sarabia. (2)


Si consideramos la versión de don José Rojas Garcidueñas, reconocido historiador salmantino, el nos da la versión de que a Salamanca llegaron el lunes 24: “El hecho es que Hidalgo, en los primeros días de la insurrección, llegó a Salamanca, procedente de Celaya, el 24 de septiembre de 1810, con las fuerzas que encabezaba y a su llegada se congregó grande multitud a la cual habló el caudillo desde el balcón situado en la esquina de las hoy calles de Juárez y Vasco de Quiroga”. (3)


Encontramos una versión más, también de Rojas Garcidueñas en donde nos aclara lo de la entrada en Salamanca pero nos pone en duda el lugar exacto donde durmió el cura Hidalgo la noche del 23: “Como se ha visto, don Fulgencio Vargas escribió que a Salamanca “llegaron las fuerzas de la insurgencia el 23 de septiembre”, lo cual es cierto, en cuanto a que ese día entraron allí los primeros grupos, pero don Miguel Hidalgo, aunque había salido con todas sus fuerzas de Celaya, entró hasta la mañana del 24 (a Salamanca) porque él, con un grupo, y tal vez esperando que acabara de pasar toda la gente que iba a pie, la noche del 23 al 24 la pasó en el pequeño pueblo del Guaje, hoy denominado Villagrán” (4)


Acerca de cómo fue ese tránsito entre Celaya y Salamanca, lugar donde se ubica El Molino de Sarabia, se dice que “Marchaba el ejército Insurgente en pleno Bajío; por la vasta región que viene a ser el corazón del país y su parte más poblada. Era el mes en que los maíces están ya en sazón, los frutales cargados de productos y la tierra humedecida por las frecuentes lluvias; las haciendas abundaban en ganados y en toda clase de mantenimientos” (5)


Son muchos los personajes que pasaron por El Molino, como comúnmente se le denominaba al lugar, pues era sitio de descanso en el Camino Real que iba de Celaya a Salamanca. Alexander von Humboldt pasó por aquí pocos años antes de que iniciara la guerra de Independencia, aunque no hace mención propiamente de El Molino, si menciona “el cono perfecto” del Culiacán, asimismo se maravilla “con los mejores campos” y los equipara con los franceses.


Maximiliano el efímero segundo emperador de México también pasó por este sitio cuando iba rumbo a Guanajuato en ese primer viaje que hizo al interior de su Imperio, ya se había hospedado en Celaya, lo haría luego en Salamanca, evidentemente pasó por El Molino de Sarabia, esto sucedió en 1864 y sobre ello encontramos un testimonio:


“Agosto 25 (1864). Salimos de Celaya a las cinco de la mañana; hizo alto SM en el Huaje para visitar la iglesia y la escuela. A las nueve llegamos al molino de Saravia donde se almorzó. A la una y media de la tarde entramos en Salamanca”. Esta nota fue tomada de El Pájaro Verde, periódico oficial del Segundo Imperio, publicado el lunes 5 de septiembre de 1864. (6)


Fuentes:


1.- Martínez Álvarez, José Antonio. Miguel Hidalgo. Marcha de la Libertad. Consejo Consultivo Editorial del Bajío. Celaya, 2008.


2.- http://www.doloreshidalgo.org/


3.- Rojas GArcidueñas, José. Salamanca, dimensión económica municipal. Edición del Municipio de Salamanca, Guanajuato. 1971.


4.- Rojas Garcidueñas, José. Salamanca. Recuerdos de mi tierra guanajuatense. Editorial Porrúa. México, 1982.


5.- Castillo Ledón, Luís. Hidalgo. La vida del héroe. Volumen II. México 1949. Citado por Rojas Garcidueñas.


6.- Rojas Garcidueñas, José. Salamanca, Recuerdos de mi tierra guanajuatense. Editorial Porrúa. México 1982.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada